7 de febrero de 2016

Lazos de agua

Trae la noche ingrávida
saetas en su pecho aleve,
cinco heridas inconcretas
cruzan sus páramos celestes.

Tiene hielo en las pupilas,
y en el talle, de este a oeste,
ramas álgidas de yedra
y un cuchillo de hiel caliente.

Los lobos de la distancia,
oscuras sentencias turgentes,
trepan el monte cetrino
del plenilunio irreverente.

Esta noche equivocada
lleva una  pena entre los dientes,
lazos de agua en el cabello
y alacranes en el vientre.

Se acuesta la madrugada
en la espesura prepotente.
El silencio devora auroras,
y el aire, clamor de muerte.

©Trini Reina
Febrero de 2011
Obra de Isabel Navarro Verdú
 photo hoja_zps9e6cc68c.png

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.